Libro: Hijos maduros

Escrito por Dong Yu Lan


Los padres normalmente desean ver el crecimiento y el desarrollo de los hijos en todos los aspectos. Invierten en ellos todo lo que pueden e incluso en lo que no pueden; tratan de proporcionarles la mejor educación, se sacrifican por ellos: pierden el sueño y a veces hasta dejan de comer. Todo eso para verlos crecer y madurar.

En el ámbito espiritual, Dios también invierte en nosotros, Sus hijos, Él desea que crezcamos y alcancemos la madurez. Él nos dio Su vida y está trabajando Su misma naturaleza en nosotros, pues desea que alcancemos la medida del varón perfecto, la estatura de la plenitud de Cristo, y lleguemos a ser vencedores.

A través de la epístola de Pablo a los Efesios, Dong Yu Lan nos muestra algunos principios que, en la práctica, nos permiten crecer hasta alcanzar la madurez. Esto nos llevará a reinar con el Señor en la era venidera. Esta es la propuesta de este libro.

       

¡Buena lectura y buen disfrute!


atrás